mié. Dic 8th, 2021

¿En qué se diferencian el COVID-19 y la influenza?


    Por:
  • Carlos Lara
  • (Periodista)
  • Redacción Desde la Fuente

¿En qué se diferencian el COVID-19 y la influenza?

Fuente: Diario Libre

El CDC de Estados Unidos detalla algunos aspectos que diferencian a estas afecciones

“A veces pensamos solo en COVID, pero necesitamos saber que hay más virus que requieren atención inmediata”, manifestó la senadora Faride Raful tras anunciar el domingo que fue diagnosticada con influenza, una afección respiratoria que se ha incrementado en el país en medio de la pandemia del coronavirus.

La afirmación de la legisladora hace alusión a la confusión que, en muchos casos, se produce con ambas enfermedades, en primer lugar por la predominancia que ha tenido el COVID-19 en más de un año y también por la sintomatología de las afecciones, que es tan similar que hace muy difícil, hasta para los especialistas, distinguirlas. Es por esta razón que es necesaria la realización de pruebas de detección para un diagnóstico adecuado.

A pesar de esto, existen elementos, como el tiempo de aparición de los síntomas, nivel de contagio o complicaciones, en los que ambas afecciones se diferencian, de acuerdo al Centro para el Control y la Prevención de Enfermedades de los Estados Unidos (CDC, por sus siglas en inglés).

Tiempo de aparición de los síntomas tras exposición

El CDC señala que, en el caso de la influenza, generalmente los síntomas aparecen de 1 a 4 días después de la exposición.

Mientras que, en el COVID-19, los indicios de infección pueden manifestarse entre dos y 14 días después.

Nivel de contagio

Pese a que la forma en que ambos virus se propagan es similar, el organismo detalla que el COVID-19 suele ser más contagioso que la influenza. “Se ha observado que el coronavirus genera muchos más casos de superpropagadores que la influenza”, lo que facilita la expansión del primero con mayor rapidez, de acuerdo al organismo.

Duración de la propagación

Hasta el momento no se ha determinado por cuánto tiempo una persona contagiada con el coronavirus puede propagar el virus.

Sin embargo, los especialistas han expresado la posibilidad de que quienes estén contagiadas puedan propagar el virus por dos días antes de manifestar signos o síntomas y permanecer al menos 10 días después de los signos. En el caso de los asintomáticos se cree que pueden seguir contagiando al menos 10 días después.

En el caso de la influenza, los niños y adultos pueden ser más contagiosos durante los primeros 3- 4 días. El nivel de contagio puede extenderse hasta siete días.

Complicaciones

El CDC indica que, “en general, el COVID-19 parece causar enfermedades más graves en ciertas personas”.

A pesar de que el coronavirus genera enfermedades más graves, comparte con la influenza otras complicaciones, como la neumonía, insuficiencia respiratoria, lesiones cardíacas o el agravamiento de afecciones crónicas que abarcan a los pulmones, el sistema nervioso o el corazón.

Las similitudes

Las afecciones presentan una sintomatología muy parecida y que incluye: tos, dolor de garganta, fatiga, fiebre, dolor muscular, vómitos y diarrea y cambio o pérdida del gusto y olfato (signo que se observa con mayor frecuencia en el COVID-19).

Las vacunas también constituyen otro elemento de similutud, puesto que organismos internacionales han aprobado biológicos en contra de las enfermedades, por lo que las autoridades y especialistas han instado a la población a inocularse.

De acuerdo al titular de la Dirección General de Epidemiologia, Ronald Skewes, las medidas para evitar la influenza son las mismas que las adoptadas para el coronavirus: vacunación, distanciamiento, lavado constante de manos y el uso de mascarillas.