mié. Dic 8th, 2021

¡No, nadie ganó!


    Por:
  • Carlos Lara
  • (Periodista)
  • Redacción Desde la Fuente

¡No, nadie ganó!

JIMANÍ.- La Asamblea General de Socios de la Cooperativa Nacional de Servicio Múltiples de los Maestros, (COOPNANA), en el Distrito Cooperativo 06-14 de Jimaní, fue producto de la mano interventora de funcionarios de gobierno y miembros del Partico Revolucionario Moderno (PRM).

Así lo denunció la Corriente Magisterial Eugenio María de Hostos que funciona bajo las líneas políticas del Partido de la Liberación Dominicana, (PLD) en esa localidad fronteriza.

Denunciaron que funcionarios de la talla de la Gobernadora Provincial Mercedes Novas, con estatus docente bajo licencia como funcionaria y la directora del Distrito 18-04 de Jimaní María de la Cruz Novas se atribuyeron funciones de directivos cooperativistas y realizaron convocatoria por separados, como se tratara de un asalto de la importante organización de los empleados del Ministerio de Educación y similares del Estado Dominicano.

La presencia de los principales miembros de los órganos políticos del PRM, fue descrita por la corriente que hace la denuncia como vergonzosa, inconsecuente, intolerable y peligrosa para las prácticas de la libre asociación, en vista de que el referido partido quiere asaltarlo todo y controlar desde una perspectiva politiquera los espacios conquistados por trabajadores y profesionales.

Dijeron que la afrenta llegó tan lejos que en la asamblea se presentó el señor Daniel Pérez Pérez (Nani), Secretario con una comitiva del cuadro dirigencial del PRM en Jimaní, lo que provocó que los dirigentes del Distrito Cooperativo 06-14 y decenas de socios en lo que se encontraban maestros y administrativos se retiraran y abandonaran la asamblea, siendo notorio los víctores de “e´pa fuera que van”, convirtiéndose el Salón de Deportes Prof. Hérctor Marino Pérez Novas, en un espacio de manifestación política perremeista.

Explicaron que los días y horas anteriores al inicio de la asamblea, la Directora de Distrito había convocado de manera unilateral para la Escuela Antonio Duvergé, cambiando de idea en los últimos minutos, resultando esto una estrategia para irrumpir de manera burda la asamblea.

Ante el asedio y amenaza de cancelación de la Directora del Distrito Educativo de Jimaní, decenas de empleados fueron intimidados, siendo obligados a participar en la asamblea.

La Corriente Magisterial Eugenio María de Hostos, elevó un recurso de impugnación de la actividad, puesto que se rompieron todas las reglas de la convocatoria, siendo la más grave que la misma fuera asaltada por el PRM y sus principales funcionarios.